El Polisario vuelve a hacer subir la tensión en el Sáhara Occidental

Después de una breve calma después de la retirada por orden de la ONU de la milicia armada del Frente Polisario de la zona de seguridad de Guerguerat el domingo 20 de mayo, la tensión volvió a aumentar en la región.
El Polisario de hecho ha elegido esta vez la localidad de Tifariti, una zona desmilitarizada situada en el este del dispositivo de defensa en el Sahara marroquí, para organizar un desfile militar y hacer una demostración de fuerza con el nuevo arsenal de guerra de Rusia que le fue ofrecido por Argelia y muy probablemente por el régimen iraní a través del movimiento chiita armado libanés Hezbolá.
La reacción de Marruecos no tardó en llegar, ya que en vísperas de esta manifestación, Rabat condenó enérgicamente, en un comunicado publicado el sábado, la nueva provocación del Polisario, asegurando que se trata de una “nueva y clara violación del alto el fuego y de un desafío descarado a la autoridad del Consejo de Seguridad de la ONU”.
En la misma ocasión, Marruecos apeló oficialmente al Presidente del Consejo de Seguridad y sus miembros, al Secretario General de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, y la Minurso, pidiéndoles que “asuman sus responsabilidades y tomen las medidas necesarias contra estas acciones inaceptables de los ” separatistas Saharauis.
Además, el secretario general de la ONU se apresuró el sábado por la noche a lanzar una nueva advertencia al Polisario, en contra de cualquier acción que pueda cambiar el status quo en el área, refiriéndose directamente a su desfile en Tifariti.
Recientemente, las Fuerzas Armadas Reales (FAR) que están siguiendo de cerca todo lo que se mueve en el Sahara marroquí, organizaron del 22 de marzo al 7 de abril bajo el nombre clave de “Tafilalet 2018”, maniobras militares conjuntas sin precedentes, simulando un asalto ficticio y operaciones más allá del muro de defensa para repeler al enemigo y hacer respetar las fronteras de Marruecos.
Este ejercicio se organizó poco antes de las XV maniobras militares de Marruecos y Estados Unidos, “African Lion 2018” y naval “lighthning HandShake “, que tuvo lugar del 16 al 29 de abril en la región de Agadir, Tifnit, Tan-Tan, Tiznit Ben Guérir y Kenitra, con la participación de 15 países que representan a África, Europa y América del Norte.
La organización de estas dos grandes maniobras militares, lleva en sí misma, un mensaje claro para el Polisario y su patrocinador argelino. A buen entendedor pocas palabras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*